Estrategias de segmentación de mercado

¿Cómo segmentar el mercado?

Segmentar el mercado es uno de los temas más mencionados y recalcados para los emprendedores y empresarios de negocios, pues lo cierto es que es una necesidad de operación que está sujeta a cualquier lanzamiento que como empresa vayamos a realizar, sobre todo cuando queremos vender diferentes productos y servicios.

¿Qué es la segmentación de mercado?

Este proceso hace referencia a un sistema que nos permite hacer una especie de división del mercado general que existe en submercados para los que estemos dirigiendo un producto o servicio y que está compuesto por un tipo de consumidores similares que cumplen con una serie de características y que serían propensos a adquirir lo que vamos a vender. Estos serán los submercados en los que vamos a basar nuestras estrategias para incursionar.

¿Por qué segmentar el mercado?

El público objetivo que necesita determinar e identificar una empresa o negocio se encuentra incluido en un mercado general demasiado amplio y variado. Llevar estrategias de marketing y publicidad a todo el mercado no es un proceso rentable para el negocio y mucho menos crear un producto adaptable a cualquier tipo de consumidor. Lo ideal es que identifiquemos un tipo de consumidores que cuenten con características similares y es a ellos a quienes enfocamos nuestro producto o servicio para mejorar sustancialmente nuestras operaciones y con ello los resultados.

¿Qué beneficios existen?

En el momento en el que segmentamos el mercado, estamos dirigiendo nuestras estrategias a un sólo lugar en lugar de enfocarnos a distintos caminos con los que pondremos en riesgo tiempo y capital. Cuando segmentamos logramos:

-Especializarnos en un tipo de mercado

-Lograr mayor eficacia con nuestras estrategias de marketing

-Conocemos las necesidades particulares del consumidor para mejorarlas

-Atendemos en mayor proporción la necesidad y requerimientos de nuestros consumidores

¿Cómo segmentar el mercado?

Veamos para ello las siguientes estrategias que nos permitirán lograr estos beneficios de operación:

Segmenta el mercado totalmente

Para poder obtener el tipo de mercado que nos beneficia, es necesario tener en cuenta el mercado total para luego empezar con la división de submercados homogéneos de consumidores que cuentan con particularidades similares. Para ello existen mecanismos de segmentación como los siguientes, los cuales te permitirán dar con el:

-Ubicación del consumidor (ciudad, región, país)

-Rango de edad en que se encuentra (niños, adolescentes, jóvenes, adultos, ancianos)

-Género (Hombre y mujer)

-Nivel socioeconómico

-Estrato social (Estrato 1, 2, 3, 4)

-Nivel de ingresos (Rango de ingreso mensual relativo del consumidor)

-Nivel de educación educativa (Primaria, secundaria, técnica, tecnóloga, universitaria)

-Estilo de vida (Actividades y tareas que desempeña generalmente en su cotidianidad)

-Gustos del consumidor (Actividades, hobbies, intereses particulares)

Un ejemplo de este proceso podría arrojar que para el lanzamiento de una nueva bebida, encontramos un tipo de consumidor: que se encuentra en zonas de altas temperaturas porque la bebida es fría y refrescará, lo toman mayormente jóvenes de estratos 1, 2 y 3, cuyo nivel de ingresos ronda entre 500 a 1000 dólares mensuales. Su estilo de vida se centra en trabajo y estudio, es un consumidor que dadas sus actividades deportivas prefiere el producto por el aporte vitamínico.

Establece tu mercado objetivo

Luego de haber hecho una segmentación del mercado total, es momento de seleccionar y establecer el mercado objetivo al que vamos a dirigir principalmente nuestro negocio. Para seleccionarlo será necesario evaluar los submercados que se analizaron en la primera parte, encontrando el submercado más atractivo para poder incursionar con nuestro producto o servicio tomando en cuenta aspectos como el conocimiento, la experiencia, la capacidad, los recursos, etc.

Cuando elegimos el submercado más atractivo para nuestro negocio, éste pasa a convertirse en nuestro público objetivo, lo que nos permitirá determinar el sector al que vamos a dirigir nuestras estrategias de marketing y promoción.

Determina el perfil del cliente objetivo

Es momento de analizar el perfil del cliente objetivo o el tipo de consumidor al que nos vamos a dirigir. En esta parte haremos un análisis que nos va a permitir dar con sus principales características para acondicionar nuestras estrategias. Para identificar  especialmente al perfil que necesitamos, será necesario ahondar en aspectos como:

-Hábitos de consumo

-Gustos y preferencias

-Hobbies e intereses

-Costumbres

-Comportamiento para comprar

-Medios de comunicación más cercanos

-Capital que puede y está dispuesto a pagar por el producto o servicio

Empieza con la construcción de estrategias de marketing

Ahora que tenemos listas las características del perfil del consumidor que constituye el mercado objetivo al que nos vamos a dirigir, es momento de empezar a trabajar en las estrategias de marketing que se van a implementar para llegar a él de forma eficiente y lograr atraerlo.

¿Cómo establecer y diseñar estas estrategias? La forma de construir las estrategias de marketing debe ligada y en pro de los datos que obtuvimos del perfil del consumidor, por esto, las estrategias en las que debes trabajar deben lograr:

-Satisfacer la necesidad del consumidor

-Ir en pro de sus gustos y preferencias con relación al producto

-Encontrar el producto en las zonas donde más transite

-Llegar al consumidor por el medio de publicidad más cercano a él

-.Atraer la atención del cliente a través de mensajes publicitarios que pueda identificar

No olvides el registro de resultados durante todo el proceso. Esto te permite darte una idea de cómo está marchando la estrategia y el tipo de ajustes que debes hacer para llegar mejor al consumidor que buscas.

Estudia otros mercados

Aunque si bien el paso inicial es segmentar el mercado para dar con un mercado objetivo eficiente para nuestro negocio, expertos recomiendan que en la medida en la que la empresa crezca, aumente el número de ventas y ganemos experiencia en el mercado, lo ideal es empezar a ampliar este mercado objetivo dirigiéndonos a otros submercados donde podamos lograr obtener otro tipo de consumidores de nuestro producto o servicio.

Debes tener en cuenta que la expansión del mercado, el aumento de éste, puede llevarte a lanzar otro tipo de productos y marcas para responder ante sus demandas. Es por ello que todas las estrategias inicialmente usadas deben ajustarse al nuevo perfil del consumidor, analizando los canales de venta más cercanos a él y en general, replanteando todo el proceso y las estrategias de marketing para obtener su atención.

Leave A Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *